Get Adobe Flash player
Usar puntuación: / 5
MaloBueno 

 

 

ARTÍCULO OPINIÓN DIARI SANT ANDREU

En Democracia 3.0 creemos que la transparencia pública y la participación ciudadana son conceptos básicos y obligados en el funcionamiento de la administración pública y que en Sant Andreu de la Barca se utilizan para rellenar folletos o vídeos publicitarios.

Suponemos que para paliar estas carencias, el pasado mes de julio el Alcalde de nuestra población presentó quince medidas con las que pretendía dar cumplimiento a estas dos obligaciones, y se comprometía, ante los medios, a que se hiciera un seguimiento de las mismas. En D3.0 nos alegramos de ese anuncio, ya que es algo que veníamos reclamando continuamente. Cuatro meses después la gran mayoría de esas medidas no se han cumplido y las que sí se han llevado a cabo son situaciones testimoniales que debe cumplir, por cortesía, todo buen hijo de vecino que se precie, no hace falta ser Alcalde para ello.
 

 

La situación que actualmente vivimos es como si tuviéramos una copa transparente llena de alquitrán o una copa negra con un líquido cristalino en su interior. En cualquiera de los casos no veríamos a través de ella. Y pondremos como ejemplo los últimos plenos celebrados en nuestro Ayuntamiento en los que la oposición, el Consell de Ciutat, o incluso los propios ciudadanos de Sant Andreu de la Barca no han tenido la posibilidad de decir ni aportar nada. En estos plenos se han tomado decisiones tan importantes como nombrar un Juez de Paz y dos representantes ciudadanos como consejeros en la Asamblea general de la Caixa d’Estalvis i Pensions de Barcelona; promover una modificación urbanística para implantar una superficie comercial; proponer la modificación de la forma de gestión del deporte municipal eliminando la figura del Patronato Municipal de Deportes; y declarar de especial interés o utilidad pública tanto el inmueble de la Societat El Casino como el de la residencia Vitalia. Se ha hecho justo lo contrario de lo pregonado con las quince medidas.

Todas estas decisiones se han adoptado de forma unilateral sin posibilidad de decir nada hasta que se entra en la dinámica de su aprobación. Algunas de ellas por su calado e importancia son la razón de ser de, por ejemplo, el Consell de Ciutat. Un órgano del que no se conoce ni tan siquiera si se reúne, ya que no hay ni un acta publicada. No sabemos si tiene iniciativa propia o si es un mero órgano instrumental producto de una anterior campaña de imagen, amparada también en la participación ciudadana, y de uso exclusivo del capricho político de quien nos gobierna.

El movimiento se demuestra andando y los caminos, Sr. Alcalde, no se hacen poniéndose delante de una cámara de televisión o de un micrófono. Los caminos se construyen andando y dando los pasos necesarios para cumplir con lo que se promete.

Así que si hacemos un seguimiento del cumplimiento de estas medidas tenemos que dar un suspenso al Alcalde y a su equipo de gobierno, a pesar de que en otros temas hemos tenido contactos y la oportunidad de hacer llegarles llegar nuestras aportaciones. Aportaciones que hemos realizado desde el sentido común y que redundan en beneficio del ciudadano de Sant Andreu de la Barca. No hacerlo iría en contra de los propios ciudadanos, de sus intereses, de sus necesidades y de nuestros principios como partido. En julio se inició un camino, se hizo un anuncio, se grabó un vídeo, un programa de radio y alguna columna periodística. En julio se marcó un rumbo aunque no sabemos si la brújula, de inicio, estaba imantada, le faltaba la manecilla del norte o era una más de las campañas de imagen a las que nos tiene acostumbrados nuestro Alcalde. Seguimos vigilantes y expectantes.
 

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla
José Manuel García Bravo
Concejal de D3.0 en Sant Andreu de la Barca

 

Powered by SEM